martes, 14 de junio de 2011

Remedios caseros contra el pulgon.

Los pulgones son uno de los enemigos más comunes, numerosos y variados de las plantas, por eso que quiero dedicarles a estos únicamente la entrada. Un insecto bastante molesto para nuestras plantas, que además de alimentarse de su savia, es posible que transmitan enfermedades, y combinados con las hormigas (a cambio de la melaza azucarada que los pulgones segregan) evitan que sus enemigos naturales sean tan eficaces, porque estas les brindan protección.

Diferentes tipos de pulgones.














Estos hemípteros atacan a muchisimas especies distintas, o se especializan en una sola, como el de la foto de arriba del todo "Aphis nerii" que solo ataca a la adelfa.

He estado buscando información de remedios caseros, que cualquier puede hacer en casa (ahorrándose la compra de cualquier producto químico) y que algunos son efectivos (comprobado por mi mismo) y otros quizá también, aunque no pueda confirmarlo en mi propia experiencia.

Probados:

Separar las plantas infectadas y eliminarlos a mano: Aunque parezca evidente, es una de las buenas formas de evitar que la plaga se multiplique. Si ves que tu planta tiene varios pulgones, y que son fáciles de eliminar, ya sea cogiendo las partes afectadas y deshaciéndote de ellas, como matar los pulgones uno a uno con las manos, siempre que no haya decenas. Y por supuesto, si apartas la planta infectada, evitaras en cierto modo que los pulgones se paseen entre planta y planta.


Tabaco: Mezclar tabaco (del que sobre de las colillas o comprado en bolsitas de liar) y agua en una botella. Dejar que el tabaco diluya las sustancias en el agua durante unas 24 horas y aplicar sobre las hojas con un pulverizador.


Agua con jabón: Hay personas que dicen que esto es efectivo y personas que dicen que no. Yo personálmente lo he probado en un Impatiens y funcionó. Se mezcla jabón (lavavajillas por ejemplo) con agua y se aplica sobre las hojas con un pulverizador.


No probados.

Ajos: Meter un ajo bajo el sustrato de la planta o machacarlo, mezclarlo con agua y dejarlo reposar, en este caso pulverizar igualmente como los anteriores. Los pulgones no aguantan los "olores fuertes"


Ortigas: Igual que con los demás casos, machacar la planta, mezclarla con agua, dejarlo reposar y aplicar.


Es preferible aplicarlo cuando no les de el sol a las plantas, ya que pueden quemarse y aplicar varias veces a la semana, para conseguir un mejor efecto.

Y eso es todo. Hasta otra!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada